Exclusivo: Los detalles del millonario y polémico proyecto para hermosear el trébol de acceso a Linares

Exclusivo: Los detalles del millonario y polémico proyecto para hermosear el trébol de acceso a Linares
En qué se gastarán los 122 millones de pesos en el mejoramiento del trébol. Aquí los detalles de un proyecto que genera polémica.

 

        Letras de 3 metros de altura, especies arbustivas como Lavanda, 2 mil 130 metros cuadrados de césped y bolones de río son parte de las especificaciones que deberá cumplir la Empresa Indemma en el marco del Proyecto de Mejoramiento del “Trébol de Acceso a Linares”.

Séptima Página Noticias accedió a información detallada de una iniciativa que ha generado polémica y una fuerte discusión pública. Hay que recordar que los concejales Myriam Alarcón, Jesús Rojas, Paula Rodríguez y Eduardo Ibáñez rechazaron esta moción.  Dieron el visto bueno el alcalde Mario Meza y los ediles Michael Concha, Luis Concha, Jorge Cuevas y Fabio Vargas.

Lo anterior se fundamenta, principalmente en las faenas contratadas y el monto aprobado para tales fines. Estamos hablando de 122 millones  617 mil 933 pesos que fueron adjudicados (IVA Incluido).

La opinión de la comunidad es contundente con respecto a describir el enlace carretero con la avenida Aníbal León Bustos como uno de los más “rascas” y “ordinarios” de Chile. “Es realmente un lugar muy feo y que requiere ser mejorado urgentemente”, relata Mario Parada.

Otro segmento de la comunidad cuestiona el monto asignado (platas 100% municipales) para la intervención. “Creo que son dineros excesivos. Es fea la entrada pero este dinero se debe usar en acciones sociales. Acá hay mucha cesantía”, cuenta Carolina Albornoz.

ESPECIFICACIONES

Las faenas, que ya están en ejecución, se concentran en la cara nor-poniente del trébol, es decir, por donde deben circular quienes ingresan desde el área norte a la ciudad de Linares.

La superficie de intervención alcanza los 7 mil 300 metros cuadrados aproximadamente. La obra debe estar ejecutada y entregada en 90 días.

¿Qué se hará? Los dineros  permitirán construir el nombre “LINARES” en un espacio de 17 metros de longitud. Las siete letras serán de hormigón armado. Cada una de ellas tendrá una altura de 3 metros y un ancho de 70 centímetros. El objetivo es que sean visible fácilmente para los conductores.

El contrato estable que se plantarán las siguientes especies arbóreas: Fotinia, Mirto, Lavanda, Verónica Arbustiva y Agatea. Es decir, no hay ningún árbol nativo o de la zona como lo reza una reciente ordenanza aprobada por la misma autoridad y que impulso el autodenominado concejal ecologista Eduardo Ibáñez.

También se consideran especies de sobresuelo, en este caso, Gazania y Geum. El césped que se debe crear bordea los 2 mil 130 metros cuadrados.
 

Además de letras, flores y árboles el mejoramiento del lugar establece la construcción de tres senderos. El primero de ladrillo molido (500 metros cuadrados), gravilla negra (400 metros cuadrados) y bolón de río (300 metros cuadrados).

Finalmente se habilitará un pozo y riego tecnificado, iluminación ornamental y la iluminación de las letras.

OPINIONES

Para el concejal Jesús Rojas la obra no es prioridad. “Considero que hay otras prioridades en Linares. No podemos tener una ciudad con una fachada preciosa, pero seguimos siendo la capital del desempleo, con hoyos y falta de demarcación de calles, entre otras necesidades. Es mucho más necesario abordar los problemas reales de la gente. No podemos dejar de lado sus necesidades”, argumenta.

El rechazo a la obra por parte de Eduardo Ibáñez tiene un fundamento claro. “Lamentablemente se plantarán especies introducidas e incluso la tierra que se utilizara no es apta. No habrá especies nativas que representen la identidad de Linares”, subraya.


ALCALDE MEZA Y ADMINISTRADOR

“Por fin vamos a comenzar a ejecutar lo que para nosotros representa el sello identitario de lo que es Linares. El ladrillo como icono arquitectónico, pero sobre todo la potencialidad que significa la única y principal entrada a Linares”, es la defensa que hace el alcalde Mario Meza al millonario gasto.

La autoridad recordó que “por mucho tiempo estuvimos conversando con el Ministerio de Obras Públicas, porque esta es una franja fiscal, que fue entregada desde el año ´94 a la Concesionaria de la Ruta Cinco sur Talca – Chillán y el municipio tuvo que intervenir. Con la colaboración del Ministerio, la Concesionaria y quienes hablan, diseñamos y firmamos un protocolo de acuerdo. Dicho acuerdo nos permitirá intervenir las 4 caras del trébol de acceso y vamos a comenzar, gracias a la aprobación del Concejo Municipal, a intervenir la primera de ellas, la nor-poniente”, insistió.

Sostuvo que las críticas constructivas son bien recibidas. “Pero nuestro trébol se tenía que hermosear. Estamos seguros que esto nos proyectará con una imagen distinta. Es una obra muy bonita”, insistió.


También sobre el tema opinó el administrador municipal John Sancho. “Es importante resaltar que estamos a 300 kilómetros de Santiago, somos una ciudad de servicios y con potencial turístico. Por lo mismo bajo esa lógica necesitamos un acceso atractivo y que muestre las características de la ciudad·”, enfatizó.

En septiembre se deben entregar las faenas a la comuna de Linares.